Archivo de la categoría ‘Panteón del Buda de la Sanación’

Planos

A los practicantes de Reiki se les enseña que el Reiki sana en todos los planos. Muy a menudo estos planos son descritos como físico, mental, emocional y espiritual. Parecería que el mental/emocional es un sólo plano y el disponer de un símbolo Reiki que abarca a ambos planos como si fuesen uno sólo (Símbolo Mental/Emocional) refuerza esta idea. Creo que el cuarto plano es el plano cósmico. Es el plano que el budismo se denomina Nirvana, Vacío o Vacuidad. Si bien no posee símbolos ni forma, puede ser experimentado. En el Reiki, este plano se experimenta cuando tanto el receptor como el practicante de Reiki sienten que están atravesando un silencio profundo y no tienen deseo de hablar; se siente como si las manos se hubiesen fundido con el cuerpo del receptor, sin barrera entre ambos; y no hay percepción consciente del paso del tiempo, es como si se hubieran salido del tiempo. Es un estado ideal en el cual estar, ya se de o reciba Reiki. Es aquel punto de contacto con el universo, del ir más allá del OM.  El Plano Físico es nuestra relación con el mundo físico externo; gente, cosas, el entorno, animales y nuestro cuerpo. Los budistas denominan a este plano como Cuerpo.
El Plano Mental/Emocional es nuestra relación con nuestro mundo interno de pensamientos, actitudes, creencias y emociones. También incorpora la expresión de nuestro mundo interior. Los budistas denominan a este plano como Mente.
El Plano Espiritual consiste en nuestra explicación/pensamientos sobre aspectos de nuestra vida que no pueden ser experimentados por nuestros cinco sentidos, pero que nuestra mente puede experimentar como leyes de la naturaleza, Dios, telepatía, coincidencia, apariciones, auras, canalización, etc. Los budistas denominan a este plano como Espíritu. Este plano es una combinación no-dualista de Cuerpo y Mente.
El Plano Cósmico es lo inexplicable que constituye el origen de todo lo conocido y explicable: de lo cual venimos y hacia lo cual retornamos. Los budistas denominan a este plano Vacío, Vacuidad o Nirvana.

Símbolo en la Mano

Estando en el medio, indica que los peces y el jarro no son duales, lo cual denota un equilibrio de yin/yang. Todos los símbolos Reiki están representados en el pie:

El jarro            = Símbolo de Maestro de Reiki
El vajra            = Símbolo de Poder
La caparazón = Símbolo Mental/Emocional
Par de peces    = Símbolo de Distancia

Las esvásticas en los dedos son los pasos de la travesía en torno de las cuatro direcciones. La llama en el dedo mayor significa iluminación y transformación obtenidas de experiencias durante el viaje.

Símbolo en la Mano

La rueda en la mano del Buda de la Sanación tiene nueve secciones que representan la budidad; el viaje entero. Los pares de rayos de la rueda simbolizan lo positivo y lo negativo con los pequeños círculos de la rueda indicando que son mantenidos en unidad y por lo tanto en equilibrio. Alrededor del exterior de la rueda hay doce lotos, que nos expresan que ahora es el momento de que la experiencia y el conocimiento obtenidos durante la travesía del mándala sean expresados en la vida cotidiana.

Símbolos de la Mano y el Pie del Buda de la Sanación

En una mano y un pie de la estatua del Buda de la Sanación ubicada en Yakushi-ji, Nara, Japón, hay símbolos grabados. Los grabados narran la historia de una travesía espiritual. En el pie el mensaje se lee desde el tobillo hacia los dedos. En la mano, el símbolo denota la culminación del itinerario que es la integración, la iluminación, y la expresión del conocimiento adquirido.

Símbolos en el Pie

Las cuatro llamas que rodean la pequeña rueda del tobillo representan los cuatro portales y sus porteros, que deben ser traspasados antes de ingresar al viaje, e indican que se trata de un trayecto transformador.
La pequeña rueda tiene diez rayos y representa a los guardianes y los budas de las diez direcciones; a toda la gente y situaciones que hallarás, influenciarás, o por la que serás influenciados, durante tu travesía.
La trisula (tres manojos de hojas) representan la trinidad de Cielo, Humano y Tierra mantenida en equilibrio y unidad. Este es el objetivo mayor del viaje así como una herramienta fundamental para ayudar a los viajeros a que permanezcan en sus senderos. En el budismo, esta trinidad es también mencionada como las Tres Joyas Preciosas -el Buda, el sangha (la comunidad) y el dharma (las enseñanzas).
La gran rueda en el centro del pie representa al mándala del Buda de la Sanación, que es indicada por el círculo de fuego y los diecisiete rayos. El fuego representa la transformación que puede ser producida por la energía abarcada por el mándala.
Los cuatro símbolos del pie representan las herramientas del viaje. La caparazón bajo el dedo pequeño simboliza el sonido de Dios. El jarro bajo el dedo siguiente representa el conocimiento y la fructificación de la vida. El par de peces indica la unión del yin/yang y la capacidad de ir a cualquier parte sin coacción ni restricción. El vajra bajo el dedo mayor representa el mundo diamantino de la realidad. La colocación de estos cuatro símbolos indican si son yin o yang. El vajra está sobre el lado derecho del pie y por lo tanto es yang, la caparazón está sobre el lado izquierdo del pie e indica que es yin.

Tercer Anillo del Mándala – Tercer Giro de la Rueda (Equivale al Tercer Nivel de Reiki)

En este círculo están seis budas sanadores, Sakyamuni, la Gran Madre que enseña cómo integrar los aspectos pasivos y activos de la fuerza energética del Buda de la Sanación. Están sentados sobre ocho pétalos coloreados de rojo claro con topes blancos que en Feng Shui representan las relaciones íntimas o el matrimonio. Este nivel vincula el primer y el segundo nivel e integra la energía de esos niveles en una sola energía.

Centro del Mándala – Nirvana (equivaldría a un Cuarto Nivel de Reiki)

En el centro del mándala está sentado el Maestro de la Sanación. En este nivel, el nivel cósmico, el iniciado logra la “unidad” con el Maestro de la Sanación e integra completamente la energía sanadora. El iniciado está ahora totalmente sanado y permanece en equilibrio independientemente de la experiencia o la persona que aparezca en su vida. La experiencia de Mikao Usui en la cumbre de la montaña y la experiencia de Sakyamuni bajo el árbol bo-di indican que esta integración con la energía efectuada en el centro del mándala es en verdad una experiencia física que ocurre cuando toda la tarea del mándala ha sido consumada.

Reiki Terapia

Estos dieciséis bodisatvas representan las cualidades mental/emocionales que asistirán tanto a la sanación como al sanador. A su vez, se habrá meditado sobre cada una de sus cualidades y practicado hasta que el iniciado “las viva” o experimente cotidianamente sin esfuerzo. Debe resaltarse que se afirma que Mikao Usui aprendió diversos idiomas y que también poseía mucho coraje. Es interesante notar que ambas cualidades pueden hallarse en el segundo nivel del mándala del Buda de la Sanación.
Algunos de los símbolos que acompañan a estos bodisatvas son versiones budistas de los símbolos Reiki y es posible que ellos indiquen cuáles símbolos deben usarse cuando quieras sanar o activar una cualidad particular representada por un bodisatva, o sea:

Rayo           =   símbolo de Poder            Loto    = símbolo Mentad

Libro          =   símbolo de Distancia       Jarro = símbolo de Maestro

Sol y Luna  =   Manos Reiki = Sol (mano derecha) y Luna (mano izquierda)

Por lo tanto, “creciente con loto”, por ejemplo, significaría dibujar el símbolo Mental/Emocional con la mano izquierda y colocar el símbolo Mental/Emocional sobre la mano izquierda durante el tratamiento Reiki.

Anillo Externo del Mándala – Primer Giro de la Rueda (Equivale al Primer Nivel de Reiki)

Dentro de los cuatro portales del mándala está el primer anillo de mándala, compuesto por veintidós pétalos blancos, cada cual con puntas azules, con un símbolo en ellos. El Feng Shui usa el azul y el blanco juntos para significar “gente que ayuda”. Estos símbolos representan a los doce generales Yaksha y a los guardianes de las diez direcciones; tiempo y lugar. Estos números pueden hallarse en Reiki como las diez posturas de las manos y los diez dígitos de las manos. Representan el nivel físico de la energía abarcada por el mándala.

Segundo Anillo del Mándala – Segundo Giro
de la Rueda (Equivale al Segundo Nivel de Reiki)

Los dieciséis pétalos del segundo círculo del mándala son de rojo intenso con topes verdes. El Feng Shui usa los colores rojo y verde juntos para representar bendiciones afortunadas. Estos pétalos pueden contener los símbolos o las imágenes de los dieciséis bodisatvas. Que son:

3. Panteón del Buda de la Sanación
con puntas azules, con un símbolo en ellos. El Feng Shui usa el azul y el blanco juntos para significar “gente que ayuda”. Estos símbolos representan a los doce generales Yaksha y a los guardianes de las diez direcciones; tiempo y lugar. Estos números pueden hallarse en Reiki como las diez posturas de las manos y los diez dígitos de las manos. Representan el nivel físico de la energía abarcada por el mándala.
Segundo Anillo del Mándala – Segundo Giro
de la Rueda (Equivale al Segundo Nivel de Reiki)
Los dieciséis pétalos del segundo círculo del mándala son de rojo intenso con topes verdes. El Feng Shui usa los colores rojo y verde juntos para representar bendiciones afortunadas. Estos pétalos pueden contener los símbolos o las imágenes de los dieciséis bodisatvas. Que son:
Dirección :Este

Nombre : Manjusri

Símbolo: espada y libro

Propósito: Corta bloqueos de la sabiduría

AvalokitesvaraObservador3. Panteón del Buda de la Sanación
con puntas azules, con un símbolo en ellos. El Feng Shui usa el azul y el blanco juntos para significar “gente que ayuda”. Estos símbolos representan a los doce generales Yaksha y a los guardianes de las diez direcciones; tiempo y lugar. Estos números pueden hallarse en Reiki como las diez posturas de las manos y los diez dígitos de las manos. Representan el nivel físico de la energía abarcada por el mándala.
Segundo Anillo del Mándala – Segundo Giro
de la Rueda (Equivale al Segundo Nivel de Reiki)

Los dieciséis pétalos del segundo círculo del mándala son de rojo intenso con topes verdes. El Feng Shui usa los colores rojo y verde juntos para representar bendiciones afortunadas. Estos pétalos pueden contener los símbolos o las imágenes de los dieciséis bodisatvas.

Fuera del Mándala y Cuatro Portales

En torno del exterior del mándala hay un anillo de llamas. Estas llamas indican que ingresar al mándala producirá una transformación tan completa que nada perdurará de nuestro yo antiguo. Entonces, el mándala está circunvalado por una estrecha faja de azul y luego una faja de blanco que contiene dieciséis rayos dorados (vajras). Cuando están colocados en el círculo externo de un mándala, los vajras simbolizan la determinación y el compromiso necesarios para llegar al centro del mándala. Luego viene un anillo de pétalos de loto que simboliza lo trascendental; el elevarse a un estado mental positivo y a la plena captación de la realidad. Los pétalos de loto también significan el renacimiento en un plano más elevado.

Cuatro Portales

El área interna del mándala representa la casa o el palacio de un buda. Para ingresar a esta área debes atravesar un portal. Hay cuatro portales que están alineados hacia las cuatro direcciones de este, sur, oeste y norte. Resulta usual ingresar a un mándala por el portal del este, que se encuentra en la base del mándala. En cada portal hay un guardián que protege al mándala de la energía negativa. Ellos evitarán que abandones el mándala, si pierdes el ánimo o te vuelves temeroso, una vez que has entrado en él. A todo el que permiten que entre al mándala lo protegerán. Sobre cada portal está sentado un par de ciervos. Estos animales sólo se sientan cuando hay seguridad, por lo tanto son símbolos que nos dicen que es seguro ingresar al mándala.

Mándala de 51 Pliegues del Buda de la Sanación

Este mándala representa todos los conceptos de la energía personificada como el Buda de la Sanación. Se dice que los 51 seres pintados en el mándala son los 51 estados de conciencia asociados a la sanación. Era usado como un apoyo pedagógico para los monjes que aprendían la radiancia sanadora divina que, creo, conocemos ahora como Reiki.
Los iniciados aprenden el mándala desde la periferia al centro. Quienes eran iniciados en el equivalente del primer nivel de Reiki aprendían sobre las cuatro direcciones y sus reyes guardianes, los guardianes de las 10 direcciones, y los doce generales Yaks-ha. Quienes llegaban al segundo nivel debían integrar las energías de los 16 bodisatvas y sus familias, y en el tercer nivel debían aprender acerca de la rueda interna del mándala e integrar las energías de los sietes budas sanadores y la Gran Madre. En el cuarto nivel los iniciados debían entender el mensaje del mándala en todos los niveles: físico, mental/emocional, espiritual y cósmico. Debían haber trabajado a través de todos los pasos del viaje e integrado toda la información del mándala de modo que se convirtiera para ellos en una segunda naturaleza. La mayor parte del conocimiento albergado en el mándala habría sido transferido oralmente.

Hermanos Bodisatva de la Sanación

Alexander Soper, en Evidencia literaria del arte budista primitivo en China, sostiene la idea de que los hermanos bodisatva de la sanación (Rey de (a Sanación y Sanador Supremo) podrían haber derivado de los reyes griegos de la sanación, los Dioscuri, llegando al norte de la India por medio de Alejandro Magno. Estos bodisat-vas, también conocidos como Rey de la Medicina y Medicina Suprema, no pertenecen al mándala del Buda de la Sanación, aunque aparecen en el libro El Buda Sanador de Raoul Birnbaum. Pertenecen al tercer nivel del mándala por Amitaba, Buda de la Tierra Pura de Occidente, conocido también como Buda de la Luz Infinita.

Abiseka

Una iniciación o consagración budista recibe el nombre de Abiseka. Sobre ello se ha escrito muy poco: Raoul Birnbaum brinda apenas una breve descripción en su libro El Buda Sanador. Los monjes que fueron iniciados en la energía del Buda de la Sanación prometieron no revelar jamás los secretos del mándala y las enseñanzas orales que habían recibido del lama/abad. Algunas iniciaciones tántricas tibetanas han sido impresas pero como están escritas con una terminología budista que posee significados esotéricos/ocultos, pueden ser difíciles de entender. Algunas fueron descritas en el volumen 1 de Budismo indo-tibetano. Una abiseka es a menudo representada simbólicamente como una cascada o como el acto de lavar el cuerpo y ponerle ropajes nuevos.

Reyes Guardianes de las Cuatro Direcciones

Un mándala tiene un portal en cada una de las cuatro direcciones: este, sur, oeste y norte. En cada portal hay un portero que impedirá que la persona ingrese si no posee las contraseñas correctas. Estos porteros son clasificados como Reyes a fin de que las cuatro direcciones sean llamadas reinos o continentes por los budistas. Básicamente, el portero es la personificación de las actitudes y sentimientos que tenemos hacia las demás personas. Tu actitud hacia tus padres, en particular tu madre, determinará el modo en que reaccionarás ante cualquier mentor, maestro y guía en tu vida. Si nunca le prestaste atención a tu madre o si desechaste su sabiduría y consejo, tratarás de la misma manera a otros que compartan contigo del mismo modo su sabiduría y consejo. Tu actitud ante el recibir consejo puede impedirte que tengas acceso a la ayuda y la guía de tus Budas Pasados y Guías Espirituales. El rango de Rey indica cuan poderosas pueden ser tus actitudes hacia la otra gente.
Los cinco preceptos Reiki actúan como contraseñas, que abren los portales de las cuatro direcciones permitiendo armonía y tu intercambio positivo de energía con la gente que encuentras, ya sea brevemente o con una prolongada presencia en tu vida. No bien has superado/sanado las condiciones que colocaste sobre los guardianes de las Cuatro Direcciones, puedes entonces permitir que esos guardianes trabajen para ti del modo que se supone que deben hacerlo.