Archivo de la categoría ‘las gemas’

El Zafiro

Es un bióxido de aluminio cuya tonal idadvaría entre el azul oscuro profundo indicado en el chakra de garganta, y el incoloro. Su apariencia es aterciopelada. El término sapphir proviene del hebreo y se traduce como aquello de real belleza. Es en Egipto donde aparecen las primeras gemas aplicadas a las pertenencias de faraones y sacerdotisas.

Crisocola

Es un hidrosilicato de cobre, cuyo color azul suele cambiar al verdoso, por lo cual a menudo se la confunde con la turquesa, aunque es mucho más dura y menos porosa que aquella. Los yacimientos más importantes se encuentren en Chile, Argentina y en México, por lo que no es difícil encontrarla en tiendas especializadas de estos paises y poderla comprar en Buenos Aires, Santiago o el DF. Gema muy utilizada en la Edad Media, las primeras referencias se remontan a los mayas, que la pulverizaban para que las mujeres calmaran los dolores de parto.

Color Turquesa

Combina la fuerza antiséptica del verde y la frialdad del azul; por ello, quienes sufren fiebre, anginas, congestiones respiratorias, tos, o asma, encuentran en ella la gema que pueden llevar como una pieza de joyería pero en realidad cumple una función terapéutica. Los artistas y creativos en general, como decoradores, arquitectos, y otras profesiones donde la originalidad es indispensable, con la piedra pueden lograr una renovación de la dinámica intelectual que permita diseños novedosos.

Piedra Turquesa

Los romanos reservaban su uso a las mujeres, a quienes, colocada en aretes y anillos, posibilitaba un embarazo saludable y alivio en los dolores de parto. Tiene la capacidad de absorber las emociones que complican la salud por no poder resolverlas. Por esto, luego de cada imposición deben recargarse, o darlas como un refuerzo para la piel.

La Turquesa

Es un fosfato hidratado de aluminio, hierro y cobre, cuya combinación produce el tono azul verdoso que la identifica. Su textura, sumamente porosa, la califica para imponerla durante largo tiempo en la piel sin contraindicaciones. Aparece en la antigüedad en la tradición hebrea, en los adornos de los egipcios, y en las deidades del México precolombino.

Gema Aguamarina

Pero en aquellos que realmente surte un especial efecto, es en los profesionales de la salud, ya que activa en ellos su mejor disposición al servicio de los demás. Emocionalmente, permite que la objetividad haga frente a la crisis para que la persona logre serenidad y una actitud constructiva para superar la situación.

Piedra Aguamarina

Es una piedra compuesta por bióxido doble de silicio y aluminio. Los yacimientos se ubican en Italia, Salvador, Guatemala, Australia y en Madagascar. Presente en la antigua historia del hombre, aparece como una de las gemas de Aaron, y en la Italia del Renacimiento se la usó en joyería y orfebrería. En la India, recetas del Ayurveda la utilizan en polvo con miel para dolencias de garganta, dientes, y problemas de tiroides. Indicada para todas las dolencias de piel, llagas, quemaduras, heridas infectadas, herpes, y alergias, su imposición logra una rápida remisión del síntoma.

Sodalita

Es un silicato sódico aluminio con cloro. Sus vetas y estrías blancas indican el contenido de sodio y potasio. Los yacimientos se encuentran en Brasil. No es una de las gemas utilizada en joyería, pero sí aparece, igual que la malaquita, en antiguas recetas que la usaban en polvo, como analgésico para dolores intensos como los de parto.

Gemas y Cristales

Gemas aplicadas al chakra de garganta: Las gemas utilizadas son de forma irregular, de variados tamaños, ya que como primer punto se impone en el centro del cuello entre las dos clavículas, al inicio del esternón por lo cual se necesita una piedra de pequeño tamaño; luego se arma una línea recta con una gema mediana en el centro de la laringe en medio de los pulmones y de allí se colocan dos gemas de igual calidad una para cada pulmón, que además dirigirá su energía a los bronquios.

Gemas y Piedras Preciosas

Deben evitarse todos los recipientes y hasta telas con contenido de plástico, ya que la química contamina la gema y malogra su capacidad de funcionar como transmisor. Las piedras golpeadas, rajadas o que se opacan deben darse de baja pues estos son los indicadores de que la fuerza que ha dejado de habitarla.