Reiki y el Buda de la Sanación

1. Coloca tus manos sobre tus ojos. Pronuncia tres veces: “Sólo por hoy, no enojarse”. (Lo que los ojos no ven el corazón no lo padece.)
2. Coloca tus manos sobre tus sienes. Pronuncia tres veces: “Sólo por hoy, no preocuparse”. (Las sienes se vinculan con el equilibrio de los lados pasivo y activo del cerebro, por lo tanto usar aquí este principio induce un equilibrio de los pensamientos y el pensar.)
3.  Coloca tus manos sobre el dorso de tu cabeza. Pronuncia tres veces: “Honra a tus padres, maestros y mayores”. (Este área de la cabeza se relaciona con la memoria ancestral.)
4.  Coloca tus manos sobre tu garganta. Pronuncia tres veces: “Gana tu vida honradamente”. (Este es el área de la comunicación.)
5. Coloca tus manos sobre tu pecho/corazón. Pronuncia tres veces: “Demostrar gratitud a todos los seres vivientes”. (Este es un área vinculado con el amor por otras personas y el amor hacia nosotros mismos.)

Alternativamente, puedes repetir simplemente los cinco principios en cada una de las doce posturas de manos durante tu auto-tratamiento diario. El uso de los principios en tus auto-tratamientos, u otros tratamientos Reiki, los envía como mensajes a todas las células del cuerpo.

Etiquetas: , , , ,

Un comentario para “Reiki y el Buda de la Sanación”

  1. sergio novarino dice:

    con el reiki puedo lograr cambios en mi conducta de vida , por ej. yo soy una persona nerviosa , impulsiva , daño con mis palabras , se puede lograr un cambio para poder controlarme y no hacer daño y estar en paz conmigo mismo

Deja un comentario